Seguramente ya sabes que los implantes dentales son una excelente opción para reemplazar uno o más dientes perdidos. Antaño, si perdías una pieza dental, no tenías más remedio que recurrir a las prótesis fijas que desgastaban tus dientes (sanos) adyacentes para colocar un puente o a las prótesis removibles que se sujetaban con ganchos y eran difíciles de tolerar. Todo esto cambió con la llegada y masificación de los implantes dentales, que no son precisamente inventos recientes, últimamente se han hecho accesibles a la mayoría de la población, no sólo por un tema de costos, sino también porque las técnicas y materiales han evolucionado a tal punto que el índice de fracasos actualmente es realmente bajo.

Ahora, lo primero que debes saber es que hay más de un tipo de implante dental, pero antes de preocuparte por no saber cuál debes elegir, es importante que sepas que la situación no funciona de esa manera. En realidad, tu no debes elegir tu implante, la elección de tus implantes dentales la debe hacer tu especialista después de evaluar las condiciones anatómicas en la región o zona en la que el implante se colocará. Concretamente lo que se evaluará será la cantidad y calidad de hueso en la zona. La evaluación que el especialista hace es clínica, es decir, en base a lo que ve en tu boca, anamnésica, que es la información sobre tu estado de salud y que tú le referirás, y finalmente tomográfica, es decir mediante la evaluación de imágenes de los tres ejes espaciales de la región.
Teniendo en consideración estos elementos que acabamos de mencionar, el especialista puede ofrecerte dos tipos de implantes dentales, clasificados según su grado de inserción:

Implantes dentales subperiósticos, también llamados yuxta-óseos

Estos implantes dentales no se insertan dentro del hueso. En lugar de ello lo recubren, sosteniéndose a éste gracias al periostio, tejido que cubre al hueso, en el que se asientan gracias a su diseño tipo silla de montar. Estos tipos de implantes dentales se usan con poca frecuencia y están indicados para personas que tienen alto grado de pérdida ósea. Su función principal es la de crear pilares para la sujeción de prótesis removible. Están fabricados con aleaciones de cromo, cobalto y molibdeno, pudiendo llevar recubrimientos de carbono o cerámicos.

Implante dental subperióstico.

 

Implantes dentales endo-óseos

Implante cilíndrico de tipo Tree-Oss® 

Son los usados con mayor frecuencia, están fabricados con titanio debido a su biocompatibilidad. El titanio también se usa en la medicina para la fabricación de prótesis como por ejemplo la de cadera: tiene la capacidad de “soldarse” con el hueso y eso es justamente lo que se busca.

Los implantes dentales endo-óseos como su nombre lo sugiere, van insertados dentro del hueso, su colocación implica una cirugía menor, después de colocarlos se espera a que se “oseointegren” es decir, que se unan con el hueso, para al final proceder con la etapa de rehabilitación que implica una serie de pasos que culminan con la colocación de la parte visible y estética, esto es, la corona cerámica o metal-cerámica.

Dentro de los implantes dentales endo-óseos hay algunas variantes, según su diseño:

  • Implantes dentales cilíndricos.- Estos implantes están diseñados con unas perforaciones en su superficie, con el propósito de que el hueso se ancle en ellas, el proceso de integración es algo lento por lo que se usa solo en casos muy concretos.
  • Implantes dentales atornillados.- Los implantes tipo tornillo, son en realidad un tipo de implante cilíndrico con superficie roscada, son los de uso más frecuente hoy en día, al insertarlos se realiza un movimiento de torque para lograr su fijación.
  • Implantes dentales laminados.- Se emplean también en casos especiales y principalmente para dientes en el sector anterior, cuando se tiene poco espesor de hueso.

Comentarios

  1. […] Los mini implantes son una nueva técnica que sirve tanto para estabilizar una prótesis como para reemplazar el diente natural. Suelen usarse cuando el paciente tiene una pérdida ósea considerable y se quiere evitar el injerto óseo. También pueden usarse de manera provisional. Debido a que es un tratamiento mínimamente invasivo, se pueden insertar mini implantes con una corona provisional a la espera del implante final. El mini implante está hecho del mismo material que el implante convencional: de titanio. Cuando se trata de estabilizar una prótesis, se suelen necesitar 4 o 6 implantes. […]

  2. […] tratamiento, sí que pueden retrasarlo. Es necesario que tu dentista te haga un escáner 3D para evaluar el hueso de la zona que se vaya a tratar. Si no hay hueso suficiente, suele ser necesario un […]

  3. […] de los tratamientos dentales). Pero no sólo eso, el gasto elevado que supone, por ejemplo, un implante, siempre nos hace dudar. A continuación te dejamos unas pautas a seguir para elegir el dentista […]